Acto de Graduación: Promoción 17/19

El pasado jueves 30 de mayo se graduaron nuestros alumnos del Centro de Estudios Superiores Juan Pablo II de Toledo. Fue un día muy especial en el que los nervios, la ilusión y las ganas de pasarlo en grande estuvieron presentes de principio a fin.

Comenzamos con una Santa Misa en la Capilla del Seminario Mayor de Toledo San Ildefonso, donde tuvimos la suerte de llenarla de todos los padres, familiares y amigos que vinieron a acompañar a nuestros alumnos en un día tan especial para nuestras vidas. Allí pudimos escuchar las palabras de D. Fco. Javier Peña, nuestro capellán, quién personalizó la misa para nuestros queridos alumnos, que después de tanto esfuerzo y sacrificio, nos dicen adiós. También todas las familias participaron en el acto de consagración al Corazón de Jesús, ofreciendo por cada ciclo un obsequio a Nuestro Señor. 

A continuación, llegó el acto de graduación. Fue inaugurado por D. Juan Carlos Corvera presidente de la Fundación Educatio Servanda que nos presentó los pilares fundamentales de nuestra obra educativa, buscar la verdad para poder elegir con auténtica libertad y en aras a la caridad, dar lo mejor de uno mismo. En segundo lugar, intervino D. José Ribes Pantoja, director institucional de los CES Juan Pablo II, realizando una disertación relativa a la Formación Profesional. La directora del centro, Dña. Amalia Almendro García, felicitó a los graduados, dio gracias a los profesores por su labor educativa y la huella dejada en nuestros alumnos, que se demuestra ha sido muy positiva dado que más del 20% de los graduados han conseguido contrato laboral en las empresas donde han realizado las prácticas.

Posteriormente, hablaron Dña. Marta Silvestre Soriano, Coordinadora del CFGS en Actividades Físicas y Animación Deportiva, Dña. Eva María Cerrada Canales, Coordinadora del CFGS de Marketing y Publicidad, así como Dña Berta Nodal Gómez, Coordinadora del CFGS de Educación Infantil, quienes hicieron un repaso de estos dos años que hemos vivido en el CES, rememorando momentos, experiencias y un sinfín de situaciones, que sin duda quedarán en nuestros corazones para siempre.

Dos alumnos de cada ciclo hablaron en nombre de sus compañeros con palabras emotivas hacia los profesores, recordando momentos graciosos y divertidos vividos con los compañeros.  Se amenizó el acto con unos videos que cada ciclo aportó donde se recogían imágenes anecdóticas de los eventos realizados.

El acto finalizó con una oración dirigida por el capellán y la bendición final, tras la cual el centro invitó a todas las familias a un vino español donde profesores y familias pudimos intercambiar palabras de agradecimiento, plasmando cuál era el futuro inmediato que les espera a los alumnos egresados del centro.

Estamos convencidos de que ni las aulas ni los pasillos del CES volverán a ser lo mismo sin ellos, pero debemos levantar la cabeza con orgullo y dejarlos marchar, para verlos crecer y triunfar en su carrera profesional, para los que les espera un trabajo fuera o bien, para seguir formándose, para aquellos que se marchan a la universidad.

¡Desde aquí les deseamos mucha suerte!